“Cantiere” Hombre Mundo 2017. Entrevista a Fina Carrasco.

15-30 de Julio de 2017. Croacia.

Fina Carrasco ha participado en una original e interesantísima experiencia dirigida a chicos entre 15 y 18 años de edad, en la que han participado jóvenes de varios países europeos y de la zona de Oriente Medio.

Ha colaborado en que ha venido a llamarse “Focolar Temporal”. Personas que colaboran durante un período temporal de tiempo con los Focolares de diversos países para llevar adelante distintas actividades y proyectos.

Javier de Murcia junto a veinticinco jóvenes españoles han acompañado a Fina Carrasco de Aljucer en esta experiencia que ha intentado formar a los chicos en una nueva mentalidad, la de ser “Hombres Mundo” que aman y respetan la patria del otro como la propia. Para ello han realizado diversas actividades, talleres y reflexiones que han colaborado a conformar un programa que ha dado resultados muy positivos. Las actividades se desarrollaron fundamentalmente en Zagreb  pero también en la región de Eslavonia y en ciudades como Vukovar y Osiger, que fueron testigo de los episodios más cruentos de la guerra de los Balcanes.

Muchos quieren volver a realizar la experiencia y ya se están programando muchos de estos “Cantiere” por todo el mundo.

Pero dejemos a Fina Carrasco que nos cuente en primera persona cual ha sido su experiencia.

 

Entrevista:

AZ: Queremos hacerte algunas preguntas sobre tu estancia en Croacia  y la experiencia que has realizado allí, durante el mes de julio.

En primer lugar nos gustaría que nos cuentes en qué tipo de evento has participado y como se llama.

FCarrasco:
Yo he participado este verano, como muchos miembros del Movimiento de los Focolares en todo el mundo, en lo que ha llamado experiencias de Focolar Temporal (FT). Consistía en estar unos días fuera de tu país formando con otras personas un FT para hacer allí lo que fuese necesario. En concreto, yo he estado en Croacia, en la Mariápolis Faro. Éramos tres personas (una focolarina italiana, una voluntaria italiana y yo).

¿Qué hemos hecho allí? Hemos estado tres semanas. En la primera semana hemos estado ayudando a los focolarinos y voluntarios de la Mariápolis Faro, a preparar los salones y todo lo necesario para el encuentro. En la segunda semana, vinieron unos trescientos jóvenes de diversos países para participar en un encuentro que se ha venido en llamar: “Cantiere, Uomo Mondo”.   Y en la tercera semana estuvimos con un grupo visitando Croacia, en concreto en la región de Eslavonia, cerca de Zagreb, conviviendo con la comunidad de allí.

El grupo con el que nos fuimos la otra voluntaria y yo estaba formado por jóvenes de Tierra Santa, Jordania y Líbano. Fue una experiencia realmente interesante.

AZ: Has dicho una palabra en italiano que tal vez convendría traducir y explicar. “Cantiere, Uomo mondo”.

FCarrasco:

Sí, el “Cantiere, Hombre Mundo”, se ha hecho no solo allí en Croacia, sino también en varias regiones del mundo. Lo que trata es de poner en contacto a  jóvenes a partir de los quince, dieciséis años, de diversas naciones y mentalidades, para trabajar…, eso significa “cantiere” (canteros), los que trabajan en las canteras, trabajar con las manos….

Principalmente se hablaban de tres aspectos: cabeza, corazón y manos. O sea, que hay que pensar las cosas con la cabeza, tenerlas en el corazón y ponerse a trabajar con las manos, sobretodo en el amor al prójimo, el amar la patria del otro como la propia…, es decir que del conocimiento viene el amor mutuo.

AZ: Para que fuera adelante esta experiencia de “Cantiere, Hombre Mundo”, ¿qué actividades han desarrollado los jóvenes allí?

 

FCarrasco:

Los jóvenes por la mañana tenían encuentros en el salón, donde llevaban grabada de sus países alguna experiencia, después había intercambio de experiencias y por las tardes hacían tareas propias de hacer algo por los demás. Se realizaban talleres diversos, desde recolectar frutas del huerto del Centro Mariápolis, sobretodo manzanas o ciruelas, visitar a personas mayores o estar con niños problemas, o incluso talleres de música o de canto para luego realizar un festival en el pueblo, una noche, para todos en la plaza del pueblo.

AZ: Debe haber sido una experiencia muy enriquecedora para los chicos, pero también nos gustaría saber qué ha supuesto para ti esta experiencia, qué te traes de Croacia.

FCarrasco:

La experiencia que yo me traigo de Croacia es que de cualquier lugar del mundo se puede vivir por un “mundo unido”.  Sin importar el idioma, porque el idioma del amor es universal, puedes darte a los demás aunque no te entiendan. Mi labor allí que era, preparar la merienda, ayudar en la preparación de la Misa y celebraciones litúrgicas que se hacían, tratando de que todos los países estuviesen representados, de que nadie se sintiera excluido. Esta es la experiencia que yo me traigo, que se puede vivir así aunque no conozcas el idioma, porque puedes amar y estaría dispuesta a repetir la experiencia las veces que hiciera falta.

AZ: Qué piensas que habéis aportado las personas que habéis realizado esta experiencia de FT para la subzona de España y la zona de Europa Occidental.

FCarrasco:

Pienso que lo que hemos aportado, con Jesús en Medio,  ayudar y echar una mano en los países que hay comunidades más pequeñas, a qué estas experiencias sean  posible realizarlas. Las tres personas que hemos ido, hemos sido de gran ayuda para las cinco focolarinas de la Mariápolis Faro, sobre todo para la preparación de encuentro en diversos aspectos: huerto, jardín, limpieza…, de todo lo necesario  para ayudar. Y durante “Cantiere…” igual,  echando una mano en la cocina, en el lavavajillas, preparando lo necesario para las celebraciones litúrgicas, preparando las meriendas de media mañana y media tarde, para los jóvenes cuando tenían el momento de descanso. Y lo que preparábamos desaparecía en cinco minutos.

Son cosas para las que necesitan manos y para la que la comunidad no puede realizarlas.

Y también… contaros que la comunidad aunque sea pequeña se ha volcado con nosotras, porque los días que estuvimos fuera de la Mariápolis Faro, era la comunidad la que a nosotros todo, desde la acogida y salidas, hasta la comida, una barbacoa al aire libre para más de cuarenta jóvenes y nosotros…

AZ: No cabe duda de que ha sido una experiencia muy positiva para tí, pero allí los actores principales eran los jóvenes. A los jóvenes que después puedan leer esta experiencia  en la web o en las redes sociales, qué les aconsejarías, ¿piensas que ha sido  una experiencia interesante?

 

FCarrasco:

Yo pienso que ha sido una experiencia muy interesante y que si al año que viene se vuelven a repetir “Cantieres: Hombres Mundo”,  yo les aconsejaría que fueran. De hecho de aquí de Murcia ha ido un joven, Javier,  que estaba muy contento y los veinticinco de España volvieron también muy contentos.

Incluso una experiencia muy bonita para mí, era ver como los jóvenes con los que yo estuve la última semana que eran países en guerra, de verdad que en esos días se sintieron hermanos y cuando se despedían, realmente era doloroso pensar que estando tan cerca no se van a poder ver por circunstancias de sus pueblos, de sus situaciones, porque no permiten pasar fronteras, ni siquiera les permiten la libre circulación de Watshaap…, o sea, que realmente han creado entre ellos lazos de amistad y de fraternidad que perdurarán siempre.

 

AZ: Muchas gracias Fina.

Aljucer 16 de septiembre de 2017

 

 

 

2017 10 01 entrevista fina carrasco
« 1 de 3 »